Mariela Fumarola, fundadora de Caminos Solidarios

“Lo que cada uno hace es lo que cambia el mundo”

La ONG nació como un desprendimiento de la Red Solidaria. Desde hace cuatro años los voluntarios recorren diferentes barrios de la ciudad de Buenos Aires y reparten comida y abrigo a personas en situación de calle.

Era pleno invierno cuando Mariela Fumarola decidió sumarse a las recorridas de la Red Solidaria para ayudar a personas en situación de calle. Durante aquellos encuentros se hizo amigos, compartió historias, momentos y afectos. Cuando empezaron los primeros calores de la primavera, y las recorridas llegaron a su fin, Fumarola se dio cuenta de que no podía abandonar. Desde entonces no paró y en el camino fue sumando cientos de voluntarios que formaron lo que hoy es Caminos Solidarios. “Ser solidario es hacer justicia”, dice.

-¿Cómo surgió Caminos Solidarios?

-Me sumé a la convocatoria de la Red Solidaria y pensé: “Esto es lo mío”. Cuando terminaba la temporada, y nos pidieron que avisemos que no se iba a recorrer más, no quise dejar. No dejé de ir nunca, pero no lo hice con la intención de formar otro grupo. Me parecía una injusticia perder esas relaciones. Mi única intención era no dejar de ver a las personas con las que me había vinculado y encariñado. De a poco pude hacer correr la voz y se fue sumando gente. ¡Lo hacíamos con tanta alegría! Siempre contamos con el apoyo de la Red y gracias a ellos crecimos y pudimos difundir lo que hacíamos. Somos una prolongación de la Red.

-¿En qué consisten las recorridas?

-Todas tienen un punto de encuentro, un horario y un día en el que se reúnen los voluntarios. En general, todos llevamos cosas que recibimos donadas por otras personas. Tenemos zonas armadas porque ya sabemos dónde están nuestros amigos. Llevamos abrigo, alguna bebida, elementos de higiene, algo que ellos nos hayan pedido en particular y que hayamos podido conseguir. Hace cuatro años que recorro Almagro y las personas ya nos esperan en el punto de encuentro. Ahí damos una comida, charlamos. Hoy la cantidad de gente aumentó mucho, lamentablemente, entonces no llegamos ni a recorrer porque nos quedamos sin cosas en el punto de encuentro. Necesitamos más voluntarios y donaciones para llegar más personas.

“Tenemos zonas armadas porque ya sabemos dónde están nuestros amigos. Llevamos abrigo, alguna bebida, elementos de higiene, algo que ellos nos hayan pedido. Necesitamos más voluntarios y donaciones para llegar a más personas”.

cs2-¿Cuál es la devolución de los voluntarios?

-Todos están muy comprometidos. Esto si no lo hacés con alegría, no se puede hacer. Siempre la devolución es de agradecimiento y respeto, y mucho reconocimiento y arenga entre nosotros como grupo. Porque no es que contamos con cosas aseguradas, ni la comida, siempre estamos viendo qué hacer para conseguir todo.

-¿De dónde viene tu vocación por ayudar?

-La primera imagen que me aparece es de cuando estaba yendo al jardín, o primer grado. Cuando caminaba con mi mamá por la calle, yo siempre iba adelante corriendo, pero cuando veía una persona en la calle yo me quedaba parada petrificada, como si me hubiesen congelado, porque me hacía mal. Después corría hacia mi mamá y le rogaba que me diera algo para darle. “Siempre fuiste así”, me dice mi mamá.

-¿Qué le dirías a alguien que tiene las mismas inquietudes que vos pero no se anima o no sabe cómo empezar?

-Que no se queden con las ganas, no se queden con el deseo, porque nadie lo va a hacer si no sos vos. En mi caso, fue una persona de las que conocí en la calle, Gerardo, la que me dijo lo que yo necesitaba escuchar. Era un artesano uruguayo que me conmovía muchísimo, muy intelectual, que todos adorábamos. Le encantaba la historia y la geografía. Cuando nos dicen que teníamos que avisar que íbamos a dejar de recorrer, él me dijo: “¿Cómo no vas a venir más?”. Gracias a él, yo me convencí de que no podía parar. A esas personas que no saben cómo empezar les digo que no se frenen, estas cosas te sorprenden, y la gente está esperando que alguien rompa la inercia. Cualquiera puede en su barrio hacer esto mismo. Esa pequeña cosa que uno puede hacer es el cambio en el mundo.

“Algunos vecinos se acercan con ollas llenas de comida para donar. Ese es el objetivo, que la gente pueda ver que otras personas que la están pasando mal y que no sean indiferentes. Este es un país muy solidario, muy sensible”.

cs1-¿Cómo ves que estos recorridos cambian a las personas?

-Hay gente que nos ve en la esquina y se fue acercando, primero trayendo algo y luego pasan los meses y ya son parte del voluntariado. Algunos vecinos bajan de los edificios y se acercan con ollas llenas de comida para donar. Ese es el objetivo, que la gente del mismo barrio pueda ver que otras personas que la están pasando mal y que no sean indiferentes. Este es un país muy solidario, muy sensible.

-¿Qué es para vos la justicia?

-Es la igualdad, es que la otra persona exista como ser humano. Ser justo es ser digno y la dignidad es lo que hace que una persona pueda sentirse vista y escuchada.

Dato Útil:

Dónde encontrarlos:

Clickeé Aquí

Dato Útil:

Correo: caminososolidariosargentina@gmail.com

Clickeé Aquí