Corte tucumana y UNICEF impulsan uso del abogado del niño

El máximo tribunal de Tucumán y el organismo dependiente de la ONU firmaron un convenio en el que se comprometen a fomentar la utilización de esta herramienta. Además, se realizarán capacitaciones en materia de niñez y adolescencia para jueces y funcionarios.

La sanción del Código Civil y Comercial de la Nación trajo consigo una importante novedad: en su artículo 608, donde figuran algunas disposiciones sobre la situación de adoptabilidad de niños, niñas y adolescentes, se establece que puede comparecer ante la Justicia con “carácter de parte” y “asistencia letrada”. Es decir, pueden tener un abogado.

La figura del abogado del niño implica, precisamente, eso: que los menores sean tenidos en cuenta como personas que pueden ser defendidas particularmente y no a instancias de sus padres o un tercero. En este sentido busca avanzar la Corte Suprema de Justicia de Tucumán (CSJT) a través del convenio firmado con el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF, por su sigla en inglés).

En el documento se precisa que el organismo internacional brindará apoyo para diseñar e implementar el sistema del abogado del niño, en lo atinente a las posibilidades del Poder Judicial. Esta aclaración es importante, ya que brindarle asistencia letrada a un menor puede surgir de, por ejemplo, el Poder Ejecutivo.

Este acuerdo avanza también sobre la realización de capacitaciones para jueces y funcionarios judiciales en materia de niñez y adolescencia. También se brindará asistencia en el trabajo de contención y atención de menores que fueron víctimas de delitos como violencia o abuso sexual. También en materia de medidas alternativas a la privación de la libertad para aquellos chicos y chicas que se encuentren en conflicto con la ley Penal.

El convenio está inscripto en el Programa de Cooperación celebrado entre UNICEF y el Gobierno nacional, que se extiende entre 2016 y 2020. Desde aquí se referenció el acuerdo de la CSJT con el organismo internacional.

 ¿Sabías que…?

El trabajo de UNICEF es un compromiso de cara a la Convención sobre los Derechos del Niño, uno de los tratados internacionales a los que adhirió Argentina en su última reforma constitucional, que se llevó a cabo en 1994. En el sistema jurídico argentino, la Constitución es la norma más importante y se encuentra por encima de cualquier código. Por este motivo, el cumplimiento de las disposiciones de este tratado es sumamente importante no sólo a nivel humano, sino también legal.

Esta normativa, que figura en el inciso 22 del artículo 75 de la Carta Magna nacional, establece por ejemplo que los niños no podrán ser separados de sus padres contra su voluntad; los reconoce como sujetos de derecho pero, por estar aún en etapa de desarrollo de aptitudes físicas y mentales, reconoce la responsabilidad de las personas adultas en este sentido; y ordena a los estados que adhieren a este tratado a que se comprometan a brindarle el mejor servicio de salud posible, entre otras cosas.