Nora Lelczuk Goldfinger, creadora de Golfterapia

“Preparamos a ciudadanos que sean factor de cambio”

En 1999 nació Vanina, la segunda hija de Nora y Luis. Vanina nació con síndrome de down. En 1999, a Nora le cambió la vida. Y Nora se la cambió a mucha gente más. Ese mismo año, creó Heme Aquí, una asociación civil sin fines de lucro.

Nora Lelczuk Goldfinger creó un método de enseñanza para chicos con discapacidad intelectual, Golfterapia, cuando Vanina llegó a su vida y tuvo la necesidad de buscar un camino: “Me puse a pensar qué deporte era el ideal para desarrollar un método que fomentara varios aspectos en el aprendizaje de personas con necesidades especiales –dice Nora-. Vi y estudié varios, pero como yo había jugado al golf toda mi vida, me decidí por ese. Cuando lo hice, además, me fui dando cuenta de que las posibilidades que tenía eran inmensas”.

HEME AQUI 05-¿Qué tiene el golf que lo hace especial para la integración?

-En el golf, cada uno juega de acuerdo a sus propias habilidades y sus propios tiempos. El gran desafío es ganarle a la cancha y a uno mismo. Y si bien es un deporte individual lo juegan 4 personas a la vez, lo que lo transforma en deporte grupal. Pero no compiten entre sí, no hay roces porque a quien hay que ganarle es a la cancha. Y entonces pueden jugarlo personas con necesidades especiales y personas regulares juntas y en el proceso de juego, lo que se da, es una interacción entre ambos. La persona común sale a jugar con una persona con discapacidad y aprende a conocer al que está detrás de la discapacidad, y desde este lugar el golf opera como un “abridor de mentes”.

-Y tienen el padrinazgo del golfista más importante de la historia argentina…

-Si, es un honor tenerlo de padrino al maestro Roberto De Vicenzo, que está comprometido con la escuela desde sus inicios y acompaña con clínicas a los alumnos. Es el primer sorprendido por los progresos de los chicos con el golf.

-¿Cómo es el método?HEME AQUI 02

-Tiene varios aspectos. Desde lo físico, se trabaja con ejercicios de concentración, coordinación, postura y rotación creados especialmente. Desde lo psíquico se trabaja con la autoestima, superación de barreras y la retroalimentación familiar. La presencia de la familia es importante. Para los chicos y para los propios familiares que encuentran otra gente con situaciones similares a las suyas. También desarrollamos valores aplicables a la vida cotidiana, como la amistad, el compañerismo, el cuidado del medio ambiente y la conducta ética. Y fundamentalmente, desde lo social, ellos sienten la pertenencia al grupo y eso fortalece el yo interno. A partir de ese lugar es que se logran cambios rápidos y duraderos.

-También cantan. ¿Es parte del programa?

-Sí, trabajamos con canciones escritas especialmente para nosotros, con reglas de nemotecnia. Son geniales para ayudar al proceso de aprendizaje.

-¿Hay alguna instancia de competencia?

-Si bien se compite siempre contra la cancha, los chicos participan de torneos abiertos, porque eso favorece la integración con las personas comunes. Así tienen la posibilidad de interactuar con otros durante varias horas y, más allá de lo importante para los chicos con discapacidad, lo que notamos es que se eliminen prejuicios.

-¿Cómo funcionan los cursos de formación?HEME AQUI 01

-La idea es no quedarnos sólo con preparar jugadores de golf, sino también ciudadanos y que sean ellos mismos los protagonistas como factor de cambio. Por eso implementamos el programa Líder Deportivo Junior, con el objetivo de crear una nueva instancia en el proceso educativo. Los chicos que tienen antigüedad en la escuela, que conocen la dinámica de enseñanza y participan de las actividades que la escuela desarrolla tanto desde lo pedagógico como desde lo social, pueden hacer una evaluación que toman los coordinadores y entran al curso. Ellos, a su vez, se convierten en coordinadores que acompañan a los jóvenes que recién ingresan en la escuela y apoyan a los que necesitan más guía. Tienen alumnos a su cargo. O sea, salen de su lugar de eternos educandos para transformarse ellos mismos en educadores, por lo que se transforman en un modelo a seguir.

-¿Suelen adaptarse al rol de líderes?

-La verdad, nos sorprenden. Algunos tienen creatividad para la enseñanza, transmiten conocimientos en forma muy natural, utilizando el mismo lenguaje que sus compañeros-alumnos. Son muy responsables, y participativos. Y cada líder trabaja siempre con el mismo alumno. De esta manera le transmite a su compañero confianza, seguridad, actitud e identificación positiva.

Los chicos que participan del programa Golfterapia de Heme Aquí se juntan los sábados de 11 a 13, en el Campo de Golf de la Ciudad, en Palermo. Pero también existen otras sedes como la del Campo de Golf de la Armada, en Villa Adelina (miércoles de 16 a 18), en el Acantilados Golf Club de Mar del Plata (sábados de 9.15 a 10.30), en Tandil (miércoles de 15 a 17) y dos en Uruguay, en Colonia y Punta del Este, respectivamente. También existe una asociación en Miami, Estados Unidos, que utiliza el método de Heme Aquí.