Fallo histórico por incumplir un acuerdo durante una cita

En una decisión sin precedentes mundiales, la Justicia suiza condenó por abuso a un hombre que se quitó unilateralmente el condón durante el acto sexual. El máximo tribunal le impuso un año de prisión por los “riesgos de salud” a los que expuso a la mujer.

Alrededor del 40 por ciento del número total de casos que juzga el Tribunal Federal Suizo se refiere a asuntos constitucionales, el resto son acciones administrativas, penales, civiles y relacionadas con deudas. Pero un fallo podría marcar un antes y un después en la Justicia europea. A principios de año, sentó jurisprudencia a nivel mundial por condenar a un hombre por sacarse el preservativo durante el acto sexual, sin el consentimiento de la mujer.

El ciudadano francés de 47 años, que concretó la cita a través de una red social, fue condenado a 1 año de prisión por la Corte Criminal de Lausana porque la chica no habría accedido a tener sexo sin el respeto de esa condición. El hombre apeló pero el Máximo Tribunal apoyó la sentencia condenatoria.

Tras un primer encuentro, la demandante y el condenado pactaron verse en la casa de ella. El francés y la suiza habían “acordado de palabra” que tendrían relaciones sexuales con el uso del preservativo.

Durante esa cita de junio de 2015, el ahora condenado se colocó el condón pero luego se deshizo de él sin mencionarlo. Cuando la mujer se percató, llevó el caso a la Justicia porque entendió que ocurrió “sin su consentimiento”, tal lo consideraron los tribunales locales.

Un fallo histórico

Tras los hechos ocurridos hace un año y medio, la Corte Criminal de Lausana condenó el pasado 11 de enero al hombre por el “delito de violación” porque consideró “que obligar a alguien a mantener relaciones sexuales sin protección puede ser condenable” como tal.

En la denuncia original figura que la demandante “desconocía que estuvieron teniendo relaciones sin protección” y que “eso podría haberle ocasionado riesgos de salud, o un embarazo no deseado”. Los jueces entendieron que la chica no habría accedido a tener sexo si las condiciones hubieran sido ésas y, por eso, el francés se enfrentará a una condena de 12 meses de prisión en suspenso. Efectivamente, no la cumplirá porque no tiene antecedentes penales.

Los jueces entendieron que la chica no habría accedido a tener sexo si las condiciones hubieran sido ésas y, por eso, el francés se enfrentará a una condena de 12 meses de prisión en suspenso. Efectivamente, no la cumplirá porque no tiene antecedentes penales

En unos de los extractos de la sentencia se manifiesta que “como la relación sexual no se dio en los términos convenidos, fue un hecho violatorio”. Y que argumentó que “la Corte consideró que la imposición de relaciones sexuales sin protección, mientras se proporciona el uso de esta protección se considera una violación”.

El abogado del hombre condenado, el penalista francés Baptiste Viredaz, manifestó que el fallo del tribunal fue “histórico” ya que es “la primera vez que se falla una sentencia en este sentido”. Dijo que recurrirán la decisión por “considerar que los cargos eran ridículos”.