Silvina Kuperman, jefa del banco de sangre del Hospital Garrahan

“Generamos cambios con convicción y mucho consenso”

La decisión fue dotar de mejores condiciones a la sangre que se colectaba en el Hospital y el cambio fue radical. El 100 por ciento de los donantes son voluntarios y bajó considerablemente el número de líquido infectado.