Juicios unipersonales para agilizar el servicio de Justicia

El proyecto que prevé la unificación de los fueros Criminal de Instrucción y Correccional también contempla la posibilidad de que los jueces de tribunales puedan atender ciertas causas de forma individual.

De esta forma se busca bajar la sobrecarga laboral. ¿En qué casos se puede utilizar esta herramienta?

Según datos de 2012 brindados por la Corte Suprema de Justicia de la Nación (CSJN), de los más de 79.266 casos que se tramitaban entonces ante la Justicia Correccional, sólo el 0.39% llegó a la etapa de debate oral. Además, esta carga laboral estaba dividida en 14 juzgados. Fue uno de los motivos por los cuales, desde la Subsecretaría de Política Criminal del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la nación, decidieron avanzar con la creación de un proyecto de ley que prevea la unificación de los fueros Criminal de Instrucción y Correccional.

Pero uno de los puntos más salientes de la iniciativa es la posibilidad de que los integrantes de los tribunales orales puedan atender causas de forma unipersonal. ¿Qué significa esto? Que podrán tomar decisiones y fallar sin la necesidad del acuerdo de sus colegas. Esto aceleraría el tratamiento de los casos al poder dividir el trabajo por tres. Pero no funcionará para todos los expedientes que traten.

La iniciativa que será discutida en las próximas semanas en la Cámara de Diputados tiene algunos reparos. Los magistrados no podrán atender de forma unilateral todas las causas. Hay excepciones que ya fueron definidas por los redactores del proyecto.

Los jueces podrán constituirse como tribunal unipersonal en los supuestos de los siguientes delitos: homicidio culposo, abuso sexual, aborto (inducido o causado por la propia mujer), privación ilegítima de la libertad, lesiones leves y graves, delitos de corrupción como la malversación de caudales públicos y las negociaciones incompatibles con el ejercicio de funciones públicas, incitación a la violencia colectiva, y tenencia de estupefacientes, entre otros.

Llevar a cabo un juicio unipersonal, según este proyecto de ley, también será optativo. La opción surgirá en los casos donde se cometan delitos como la explotación sexual, la reducción a servidumbre, los abortos sin consentimiento de la mujer, la corrupción de menores, el abuso sexual gravemente ultrajante, el secuestro extorsivo y la piratería, entre otros.

Finalmente, los casos en los que indefectiblemente deberá tratarse el caso con toda la integración del tribunal son aquellos donde los delitos fueran, por ejemplo, un homicidio agravado y en ocasión de robo, la tortura, la privación ilegítima de la libertad por parte de un funcionario público o un grupo con respaldo del Estado y el financiamiento de actividades vinculadas con la venta de estupefacientes, entre otros.

En total, los casos en los que se puede constituir un tribunal unipersonal son 168, de acuerdo a la definición taxativa realizada por los redactores del proyecto. En tanto, los delitos en los que se puede llamar a un acuerdo entre los tres magistrados de forma opcional son, en total, 69. Por último, los supuestos en los que el tribunal deberá actuar de forma conjunta son 23.