Conferencia de fiscales sobre Delito Cibernético

Finalizó la primera Conferencia Regional de Fiscales Especializados en Delito Cibernético que capacitó a los participantes en técnicas de investigación de persecución penal de las conductas ilícitas que pueden causar daño a la infraestructura informática o afectar directamente a las personas u organizaciones mediante modalidades como la pornografía infantil, el robo de identidad, defraudaciones y estafas, entre otros delitos.

“Desde el Ministerio de Justicia impulsamos el trabajo coordinado de fiscales de los distintos países de la región para mejorar la eficiencia de las investigaciones penales”, destacó el jefe de Gabinete de la cartera, Martín Casares, y agregó que “desde el inicio de la gestión del ministro Garavano apoyamos a los ministerios públicos para fortalecer la persecución penal mediante recursos, capacitación y asistencia técnica”.

Casares también subrayó el trabajo conjunto “con el Consejo de Europa, la Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos y el Departamento de Justicia de Estados Unidos para que los fiscales comprometidos con la lucha contra la inseguridad puedan tener las herramientas necesarias para descubrir a los autores de ciberdelitos”.

Se trató de una experiencia piloto que aspira a incentivar la creación de este tipo de fiscalías en la región. Participaron fiscales especializados en delitos informáticos de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, República Dominicana, México, Panamá, Paraguay y Perú.

Durante la apertura de la Conferencia, el subsecretario de Política Criminal del Ministerio de Justicia, Juan José Benítez, sostuvo que “Sin cooperación internacional no es posible investigar el ciberdelito porque no reconoce fronteras; hoy no hay un solo delito que no deje pruebas en herramientas digitales. Si no avanzamos en esta dirección vamos a seguir llegando tarde”, dijo y señaló también que la intención es llevar estos talleres a todos los países de la región y replicarlos en cada provincia de la Argentina.

La Conferencia fue organizada conjuntamente por el Consejo de Europa (CoE), la Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos (SG/OEA) en su condición de Secretaría Técnica de las Reuniones de Ministros de Justicia u otros Ministros, Procuradores o Fiscales Generales de las Américas (REMJA); el Departamento de Justicia de Estados Unidos (USDOJ) y el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de Argentina.

Según explicó Marcos Salt, coordinador académico del Programa Nacional contra la Criminalidad Informática del Ministerio de Justicia, los resultados que se esperan están encaminados al intercambio de buenas prácticas entre los participantes para generar una red de contactos que les permita hacer su trabajo más eficiente a través del intercambio de información sobre tareas comunes, al fortalecimiento de sus capacidades para enfrentar nuevos retos en las investigaciones penales sobre delitos cibernéticos y evaluación de pruebas electrónicas, tanto en los aspectos judiciales como tecnológicos. También se persigue la promoción y mejora de los protocolos de cooperación regional entre los proveedores de servicios de internet privados y los investigadores penales y el fortalecimiento de los mecanismos regionales en asistencia mutua en materia penal.

La capacitación fue moderada por Daniela Dupuy, fiscal especializada en delitos informáticos de la Argentina.