Nuevos concursos para cubrir diez vacantes de jueces en el país

La Comisión de Selección del Consejo de la Magistratura de la Nación abrió cuatro concursos en miras a cubrir diez vacantes de juez en el Poder Judicial. Se trata de cargos en tribunales de La Plata, Rosario y Catamarca. El llamado fue publicado este lunes en el Boletín Oficial.

El organismo, para los cuatro concursos abiertos dispuso que la inscripción on line que se realiza en las páginas web del Consejo de la Magistratura y Poder Judicial de la Nación, se desarrolle entre el próximo 12 y 16 de diciembre. Al tiempo que los exámenes escritos se realizarán entre marzo y abril del año que viene. 
 
El primero de los concursos que se abrió es el número 366 que cubrirá seis vacantes en los Tribunales Orales en lo Criminal Federal (TOF) de La Plata números 1 y 3, tres para cada tribunal. Hay que destacar que el TOF 3 aún no se encuentra habilitado. La fecha de la prueba de oposición en este caso será el 17 de marzo de 2017.
 
Para abril del año que viene, el 21, se dispuso la prueba escrita para los postulantes que se inscriban en el concurso 373, destinado a cubrir dos vacantes en las salas A y B de la Cámara Federal de Apelaciones de Rosario, Santa Fe.
 
Otro de los concursos abiertos es el número 382 que cubrirá el cargo en el Juzgado Federal de Primera Instancia N° 2 de Catamarca, un juzgado que aún no se encuentra habilitado. En este caso los inscriptos para la vacante tienen fecha de examen escrito para el 28 de abril del año que viene.
 
El último de los concursos es también para un cargo no habilitado y es el 382 destinado a cubrir el cargo en el juzgado Federal de Primera Instancia de Hurlingham, Buenos Aires. El 7 de marzo de 2017 es la fecha en que los postulantes realizaran la prueba de oposición.
 
El concurso es el primer paso del camino que un postulante tiene para ser juez. Luego de los exámenes vendrán los piscotecnicos, la entrevista personal y la elaboración del orden de mérito por parte del Consejo. Todo culminará con una terna que luego será enviada al Poder Ejecutivo para que elija al que considera más apto.
 
El camino continua ya en el Congreso de la Nación. El Ejecutivo envía un pliego con el candidato elegido y los senadores  son los encargados de analizar las aptitudes de este y, en su caso, aprobar el pliego en la sesión. Una vez aprobado, este vuelve al Ejecutivo para que se realice la designación correspondiente.