Nueva norma prohibe cobros extras por cargas virtuales

La legislatura porteña sancionó una ley que refuerza la prohibición de cobros abusivos adicionales a la recarga de la tarjeta SUBE o el celular. Muchos comercios no cumplen con la normativa y continúan cobrando un arancel extra que es ilegal.

Se trata de la Ley 5713, votada el 1 de diciembre de 2016 y publicada en el Boletín Oficial el 13 de enero, la cual modifica la Ley 4801 que obliga a los comercios a proveer un servicio de carga virtual gratuito, es decir, sin cobrar más de lo que se quiere cargar. Si bien esa práctica está catalogada como “abusiva”, aún no se cumple en su totalidad y mucho menos la obligatoriedad, como ordena la norma, de exhibir un cartel informativo para que el consumidor conozca la reglamentación.

Por esto, los legisladores de la ciudad de Buenos Aires aprobaron mejoras para la ley vigente con la expectativa de que tenga mayor acatamiento que hasta el momento. De esa manera, y con 46 votos positivos, se hizo lugar al proyecto presentado por la diputada Patricia Vischi (SUMA+) y de la Defensoría del Pueblo, con despacho de la Comisión de Defensa de los Consumidores y Usuarios.

La nueva normativa es más abarcativa que la anterior e incluye, además de los servicios de compra de crédito virtual para teléfonos celulares y la carga de tarjetas SUBE (Sistema Único de Boleto Electrónico), la recarga en terminales de autoservicio, el pago de facturas de televisión satelital y la venta de tarjetas telefónicas. Ningún comercio podrá cobrar de más para esos productos y otros que se puedan agregar a futuro

Otro cambio importante, que figura en el artículo 2 de la ley, se trata de la reescritura, de manera más clara y accesible, del texto que el local está obligado a exponer en un lugar visible para el comprador. Allí se menciona el derecho de los consumidores a no pagar adicionales y se brindan datos para denunciar esta “práctica abusiva”.

Además, se definió un plazo de 90 días para el cumplimiento de la medida o, de lo contrario, se prevén sanciones. El cartel podrá imprimirse desde el sitio web de Defensa al Consumidor (la autoridad de aplicación) o solicitarlo en las oficinas del organismo

Por último, se unificó con esta normativa la propuesta de la Defensoría del Pueblo de la CABA, la cual apunta a prohibir esta misma práctica pero por parte de los locutorios, muchos de los cuales imponen un arancel por el uso del teléfono aún si no se concretó la llamada. También estos locales deberán exhibir el cartel informativo.

Para denunciar el incumplimiento de la norma, cualquier ciudadano puede comunicarse con las oficinas de Defensa y Protección del Consumidor ubicadas en las sedes comunales, al número telefónico 147 o al correo electrónico solicitudes@buenosaires.gov.ar