Un plan de ayuda para modernizar las sedes judiciales

Alcanzará a una decena de inmuebles, ubicados en siete provincias de todo el país. Los fondos son para obras de baja escala y abocados a la modernización de la Justicia, una de las premisas de Justicia2020.

Una decena de sedes judiciales del fuero Federal en todo el país será puestas en valor en los próximos doce meses, a raíz de un acuerdo entre el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos y Consejo de la Magistratura. La cartera ejecutiva, dirigida por Germán Garavano, busca contribuir con las obras de modernización de los tribunales de la Justicia Federal con el fin de garantizar un mejor acceso a la Justicia.

El Gobierno respondió a un pedido del Consejo de asistencia para paliar la “emergencia edilicia” en la que se desempeñan los funcionarios de ese fuero. El acuerdo fue rubricado por el secretario de Justicia, Santiago Otamendi, el subsecretario de Relaciones con el Poder Judicial y Asuntos Penitenciarios, Juan Mahiques, y el presidente del Consejo de la Magistratura, Miguel Piedecasas.

DSC_1139xxConcretamente, las reformas se realizarán en inmuebles judiciales ubicados en seis ciudades del interior: San Salvador de Jujuy, Córdoba, Neuquén, Mendoza, Santiago del Estero (en las provincias homónimas) y Rosario (en Santa Fe), además de las bonaerenses Mar del Plata, Junín, Mercedes y La Plata.

Así, serán renovadas las cámaras Federales capitalinas de Córdoba, Mendoza y Buenos Aires (donde rige la emergencia por orden de la Suprema Corte provincial), mientras que en Santiago del Estero, Mercedes y Junín serán los Juzgados federales locales los beneficiados. La lista se completa con los tribunales orales en lo Criminal y Federal de Neuquén y Jujuy, el Archivo de la Cámara Federal y oficina de la Obra Social de Rosario y los edificios ubicados en calle 10 N° 1215 (Secretaria Electoral de La Plata) y España 95 (Mendoza).

“Esta cooperación se inspira en una nueva mirada federal del Ministerio y en la voluntad de seguir contribuyendo a un mejor servicio de justicia para la comunidad y mejores condiciones para el desarrollo de la función judicial”, subrayó Otamendi.

“Esta cooperación se inspira en la voluntad de contribuir a un mejor servicio de justicia y mejores condiciones para el desarrollo de la función judicial”

La iniciativa se inscribe en el marco de las políticas promovidas por Garavano bajo el programa Justicia 2020, que promueve -entre otras directrices- la modernización de la estructura judicial para mejorar la administración de justicia.