Horacio Rosatti juró como nuevo integrante de la Corte

Entre sus primeras expresiones como flamante juez del alto tribunal destacó la importancia de “la no impunidad” en las causa de corrupción y se mostró favorable al pago del impuesto a las ganancias por parte de los jueces.

“Por Dios y por la Patria”, fueron las palabras que Horacio Rosatti usó para jurar como nuevo integrante de la Corte Suprema de Justicia de la Nación en el cuarto piso del Palacio de Justicia. En ese momento, le tomaba juramento el presidente de la Corte, Ricardo Lorenzetti, junto con los jueces Elena Highton de Nolasco y Juan Carlos Maqueda.

El nuevo juez reivindicó como jura-rosatti_corte_12política de Estado “el combate contra la corrupción” y ponderó que, “en lo que hace a la justicia, la no impunidad es fundamental”.

La ceremonia duró apenas unos pocos minutos. Después de jurar, el flamante ministro de la Corte abrazó a Lorenzetti y a Maqueda y saludó a Higthon. Desde las primeras filas lo miraba la vicepresidenta de la Nación, Gabriela Michetti; el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Germán Garavano y la procuradora General de la Nación, Alejandra Gils Carbó. También estuvieron el presidente de la Cámara Federal de Casación Penal, Alejandro Slokar; su par de la Casación porteña, Horacio Días; el presidente de la Asociación de Magistrados, Ricardo Recondo, integrantes del Consejo de la Magistratura y representantes de Colegios de Abogados.

jura-rosatti_corte_02“Creo que la Justicia está en deuda con la sociedad y es una deuda que hay que saldarla con el trabajo conjunto de los otros poderes del Estado para estar a la altura de las expectativas sociales”, dijo Rosatti una vez terminada la ceremonia  y compartió que “el combate a la corrupción, en lo que hace a la Justicia, la no impunidad es fundamental”.

“Yo creo que la población no tiene confianza en los poderes del Estado en términos generales y en el Poder Judicial creo que tiene que recobrar y mucho la confianza de la sociedad”, dijo con todo el equipo que trabajará a sus espaldas.

Más allá de todas las personas que lo acompañaron a su asunción como juez, Rosatti agradeció especialmente a su mamá que “me está viendo en Santa Fe y no pudo venir” y “a todo el pueblo de Santa Fe que siempre me ha apoyado tanto en todos los momentos importantes de mi vida”.jura-rosatti_corte_07

La semana pasada comenzó, en cabeza de la Corte Suprema, una discusión sobre el pago de impuesto a las ganancias por parte de jueces: “Fui conjuez de la Corte en un caso que debimos fallar y me expresé a favor de que los jueces deben pagar impuesto a las ganancias”, pero, “por supuesto que no hay que afectar la retribución actual, hay que hacerlo, tal vez gradualmente, pero me parece que el objetivo hay que concretarlo”.

Otro de los puntos en lo que fue consultado Rosatti tiene que ver con el cupo femenino para el máximo tribunal del país, allí el juez destacó estar de acuerdo con “la integración de género” y sostuvo que el debate por una posible ampliación del cuerpo es “resorte del poder Legislativo. Hay que ver qué tipo de Corte se quiere, como se van a asumir las competencias que a veces tiene, si es constitucional o no dividirlo en salas, esto requiere un debate profundo que tiene que darse en el Congreso de la Nación”, explicó.

jura-rosatti_corte_03Sobre los aumentos de tarifa prefirió no adelantarse porque “hay un tema de admisibilidad para asumir este tema, es el que dando vueltas y la Corte va a tomar una decisión en muy pocos días así que no puedo expresar en ese sentido mi voto porque acabo de asumir”, dijo.

“Las herramientas para que los jueces sean independientes de los poderes ejecutivos están en la Constitución, también hay que honrar los instrumentos que la Constitución coloca en cabeza de los jueces, por ejemplo, la inamovilidad, la intangibilidad de las remuneraciones. Es decir que tienen que hacer valer esas atribuciones” de modo “que están dadas las garantías para que los jueces se manejen con absoluta tranquilidad”, concluyó.